Los gobiernos de Lázaro Cárdenas Batel y Leonel Godoy Rangel autorizaron contratos al empresario brasileño Marcelo Odebrecht —hoy preso por uno de los mayores casos de corrupción a escala internacional— por más de 2 mil 914 de pesos para la construcción de la presa Francisco J. Múgica, una planta hidroeléctrica y un sistema de riego que beneficiaría, según el proyecto original, a los municipios de la Tierra Caliente.

De los negocios de Odebrecht en Michoacán nada se sabía. Pero ayer la organización Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) dio a conocer una investigación que realizó sobre la construcción de la polémica obra, “inaugurada” con prisas por Godoy en 2011, antes de que concluyera su cuatrienio, pero que realmente empezó a funcionar hasta 2013, por las fallas que presentaba.

De acuerdo con los documentos dados a conocer por MCCI, el primer contrato con Odebrecht se firmó en la administración de Cárdenas Batel (noviembre de 2006) por un monto de mil 500 millones de pesos. Según los acuerdos establecidos, el embalse tendría que terminarse y entregarse en octubre de 2008.

Godoy —quien relevó a Cárdenas en febrero de 2008— autorizó a la empresa brasileña una ampliación del contrato original, primero por 601 millones de pesos y luego por 813 millones 366 mil pesos para “obras adicionales”.

MCCI destaca que en el caso de los contratos asignados por Godoy, no hubo proceso de licitación, sino que se favoreció a Odebrecht con adjudicaciones directas.

Así pues, entre el primer contrato con Odebrecht y la apresurada inauguración de Leonel Godoy, transcurrieron poco más de cuatro años y contratos para el brasileño por más de 2 mil 914 millones de pesos.

Hasta estas revelaciones, la probable red de corrupción y sobornos de Odebrecht en México, sólo involucraban a la Direccion General de Pemex y al gobierno de Javier Duarte en Veracruz.

Cabe recordar que en febrero pasado, en la capital brasileña, procuradores y fiscales generales de 11 países en los que Odebrecht hizo negocios firmaron la declaración de Cooperación Jurídica Internacional contra la Corrupción.

Desde que empezaron las pesquisas internacionales, poco se sabe del avance de las investigaciones en México.

¿Qué sigue? Por lo pronto se esperaría que tanto Cárdenas Batel como Godoy Rangel fijaran una posición, transparentaran los contratos que se adjudicaron para la construcción de la presa y aclararan los hechos que les imputa la investigación de MCCI.

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Current day month ye@r *